Thursday, January 26, 2012

SirQuejas. A los señores que cocinan por televisión.

Estimados señores chefs que suelen cocinar por televisión:
Por medio de la presente es mi intención hacerles saber que no todos los que miramos como cocinan por la televisión poseemos en nuestros hogares hornos tan inteligentes como para que nos digan a qué exacta cantidad de grados es que se están calentado en su interior.


(La perilla mágica que regula la temperatura del honor)

Por lo tanto, les solicitamos que al momento de indicar a qué temperatura debemos cocinar la comida utilicen las fórmulas que otrora popularizaron grandísimas cocineras como Choly Berreteaga y Chichita de Erquiaga, que de una manera muy simple y clara nos indicaban lo que ustedes se encargan de complejizar dejando en orsai a todos aquellos que no contamos con medidores de temperatura en nuestros hornos.

(Ella y él, La cocina y El horno)
Por si alguno de ustedes, como pareciera ser, no está familiarizado con las fórmulas a las que hacemos alusión, aquí van dos ejemplos clásicos, tomen nota:

Temperaturas del horno (aplicable también para las hornallas o al "fuego")
a) Bajo - medio - alto.
b) Suave - moderado - fuerte

Ya clausurando nuestro pedido y acotando a modo de curiosidad al paso: me parece a mí o la mayoría de las comidas se cocinan a 180 grados? Y esa temperatura, hecha la conversión pertinente, con cuál nomenclatura de la vieja usanza se corresponde?

Sin otro particular;

Saludos.
SirThomas.

2 comments:

Cinzcéu said...

Más allá de la respetable y compartida SirQueja acerca de la temperatura del horno (yo no uso el horno y, cuando por excepción lo uso, lo manejo a pura intuición), quisiera quejarme de otra cosa de los "señores que cocinan por televisión".
Me refiero al modo escandaloso en que desperdician la comida, a saber y por ejemplo:
a) Dicen que hay que cortar la berenjena en cubos de 2x2 cm. y, en el camino, desechan media berenjena;
b) De una mezcla equis de ingredientes, vierten en la sartén sus 3/4 partes y desechan el resto;
c) Sirven uno o dos platos muy mononos (le echan alrededor unas gotas de salsa...) ¡y desechan el resto!
De paso, propongo una SirEncuesta que se me figuró a partir del diálogo con la dificultad de un padre para gobernar a su hija (11) ingobernable: ¿Vos dejás comida en el plato?
Dirigió su pregunta a mí (queda implícita mi respuesta) y me pareció una de esas que parten aguas respecto de los diversos modos de entender y afrontar la vida cotidiana.
Saludos.

SirThomas said...

Cinzcéu.
Acertada su observación; es algo que no deja de llamar la atención; pasa mucho con las especias también, aunque en este caso no es tan "grave" como el resto de los ingredientes, digamos.

Anotamos la inquietud que nos plantea. Mi respuesta va en igual sentido que la suya, le adelanto. Sirve como disparador.

Saludos.
Sir.